Acupuntura para el parto: alivio natural del dolor de parto 3

En la tercera entrega de la serie de alivios no farmacológicos del dolor en el partoAcupuntura para el parto hablamos hoy de la acupuntura para el parto. Este post está escrito en colaboración con (y mayoritariamente por) Aumkar, de 1aguja.blogspot.com

La acupuntura para el parto

En este artículo expongo el punto de vista del dolor en la medicina china y cómo se puede aliviar con acupuntura, y concretamente para aliviar el dolor del parto.
Aunque el dolor sigue siendo dolor, me parece interesante explicarlo desde esta perspectiva para facilitar la comprensión del pensamiento oriental.

Primero de todo, ¿qué significa dolor?
El dolor es la sensación más destacada que percibe el ser humano en caso de enfermedad y es uno de los indicadores naturales de aparición más temprana. La mayoría de las enfermedades producen dolor, es muy raro que suceda lo contrario. Según el punto de vista de Lao Zi (s. VI a.C., aprox.), fundador del taoismo, cualquier suceso o fenómeno ofrece dos caras opuestas: el lado beneficioso y el dañino.
El dolor es un ejemplo muy característico de la teoría de Lao Zi. Por un lado, el dolor provoca sufrimiento al paciente, y cuando se trata de un dolor persistente, ocasiona daños al conjunto del sistema nervioso e incluso provoca o empeora otras muchas patologías. Y por el otro lado, el organismo emite una señal de aviso mediante el dolor, indicando que está sufriendo ataques nocivos, por tanto equivaldría a una alarma protectora; de no producirse este tipo de aviso, el resultado de no reaccionar ante el daño en forma de dolores podría ser fatal.
Sin embargo, el dolor del parto NO ES DOLOR o es un dolor natural, casi es incorrecto llamarlo dolor, es un dolor necesario para que el cuerpo sepa que tiene que empujar. Cuando por ejemplo, hay dolor por una gastrointeritis, sabes que algo anda mal y te vas a urgencias, pero en cambio en el “dolor”, o mejor dicho, contracciones del parto, sabes que es algo natural, que nada, nada anda mal, que es soportable.

 Metodología en el tratamiento del dolor

Los métodos terapéuticos podrían clasificarse en 2 tipos:
El método “sintomático”. Se centra en el dolor y el objetivo es controlar e inhibir su percepción por parte del organismo. Algunos ejemplos serían el empleo de los analgésicos, la neurotomía periférica, la sección del tracto espinotalámico lateral o de la porción lateral del bulbo raquídeo. Normalmente se recurre a estas intervenciones quirúrgicas para hacer frente a dolores rebeldes originados por afecciones sin curación, por ejemplo, el cáncer metastático. La limitación principal de este método son los efectos secundarios paralelos.
Y en el caso que nos ocupa, sería por supuesto, la epidural.

El método “etiológico”. Es un tratamiento de fondo, enfocado a erradicar los causantes del propio dolor. El problema es aplicable sólo si se determinan correctamente las causas, algo que no siempre sucede en aquellas patologías en las que el dolor es el principal indicador (las neuralgias), incluso puede darse la circunstancia de no existir métodos terapéuticos factibles con las causas determinadas, que finalmente obliga a seguir un tratamiento sintomático.

La acupuntura es una terapéutica invasiva, en cierto modo, y contraria a la tendencia natural del hombre de evitar el “daño”. La inserción de agujas puede causar dolor, pero el acto en sí suavizaría o eliminaría los dolores inicialmente existentes, “un dolor trata al otro dolor”. Se puede decir que ésta es una característica exclusiva de la MTC, no vista en otros sistemas de medicina tradicional. Las acciones más destacadas de la acupuntura son el desbloqueo de los meridianos y la activación de la circulación sanguínea y de Qi (energía vital).En combinación con los conocimientos de la MO, el mecanismo analgésico de la acupuntura es global y afecta a diversos niveles del organismo, es una terapéutica tanto sintomática como de fondo. Sintomática porque estimula la producción de una sustancia similar a la morfina (la endorfina), la cual siendo un analgésico endógeno, ofrece una eficacia analgésica mucho mayor que la morfina exógena. Y de fondo porque las punciones pueden estimular la capacidad autorreguladora y autorreparadora del organismo neutralizando los causantes del dolor, en este terreno intervendrían el sistema nervioso, el inmunológico y el endocrino, entre otro.

¿Cómo se aplica la acupuntura para el dolor del parto?

La acupuntura puede ayudar a aliviar el dolor de parto aplicándose unas horas antes de que se produzca el parto o durante el mismo momento, aunque es improbable que en un centro hospitalario se pueda recurrir a ella. En cualquier caso cuanto más cerca del parto mejor. Los puntos de aplicación pueden variar de una mujer a otra.

Las técnicas a utilizar son la de dispersión del Qi (energía vital) si hay bloqueo, o la de tonificación si el parto es largo para que la mujer no se agote.Se escogen pocos puntos y se dispersa o tonifica según el caso.

Para saber más de acupuntura visita 1aguja.blogspot.com

Otros artículos publicados de la serie de métodos naturales del dolor de parto:

1. Inyecciones de agua estéril en el rombo de Michaelis

2. Vocalización y canto carnático en el parto

4. El masaje en el parto

5. El parto en el agua, el agua en el parto

6. Entonox, óxido nitroso

7. La doula

8. Visualización en el parto y autohipnosis

email

Entradas relacionadas:

Suscríbete a nuestro boletín!
Apúntate a nuestra lista para no perderte las novedades del blog y ofertas exclusivas. Cada semana una oferta nueva única para suscriptores. Nunca nunca nunca te enviaremos spam. ¡Es gratis!
Esta entrada fue publicada en Embarazo y parto y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Acupuntura para el parto: alivio natural del dolor de parto 3

  1. Aúmkar dijo:

    Muchas gracias Marina!
    Me ha encantado tu iniciativa crear este artículo y dar a conocer esta información!
    Ha quedado muy bien!
    Abrazos!
    A.

Deja un comentario